Mujeres Versos, el diario de Paola Zambrano

Paola Zambrano Jeria de Ecuador, desde el susurro exótico de Islas Galápagos, declama una poesía irreverente y auténtica, que germina desde el dolor y la hazaña del diario vivir entre las remembranzas del pasado que se diluye en su mar de versos, en su renacer de las heridas tal como el ave fénix… en definitiva es la lucidez que usurpa los límites de la locura, cierta y hermosa en su rima marítima.

Bienvenid@s a el diario de Paola Zambrano

[ ]

Consumo el dios que te cubre

Reconstruyo tu catolicismo fingido

Juego con la supremacía de tus mares

Seré Fusilada por irreverente

[Del libro Suplicio de la horca]

Uno

He probado aceite de la máquina que me construyó

Me he retorcido en la piel de un desconocido

El dolor es un trozo de madera con clavos

[Del libro Suplicio de la horca]

[ ]

Al nacer olvidamos que morimos, matamos las horas calladas, donde la garganta arremolina el vértigo, temblamos como la miseria, levitando en los vértices de nuestros semicírculos.

Cada uno ha asumido su culpa, cortejando el verdor que apacigua, divulgando la voluntad extinta. Los espejos mueren cuando la flor despierta, aun así lo olvidamos.

En el descenso de la lluvia, errante como los incrédulos, en noches donde tus hijos no caminaron nunca; y nunca regresaron, envolviste mis mares con un río tuyo.

Algún día, mis peces eternos envenenaran tus aguas.

[Del libro inédito Indefatigable]

Heridas mías:

Silben, graznen, no oscurezcan a lo lejos

Vístanse de mi orgullo, no adormezcan

La vergüenza no es más que asientos agitados en medio del abismo

Dancen como pájaros, marquen su nido

Pónganse en las primeras filas de mis tropas

Heridas mías:

Son eternos los estallidos de nuestras armas

[Del libro inédito Indefatigable]

Usurpo la línea del delirio

Divagaciones de la sequía

De una tierra prometida que se hunde.

Moho de un templo en ruinas

Que palpita debajo de las rocas

Espacio inhabitado de un forastero

Sin premoniciones de su muerte

Tatuaje invisible que se arquea

Como un río inquieto

En el hábito de la incertidumbre

Sueño con aguas clarísimas

Con arcas recostadas sobre jardines de sal

Revelación de un cielo bifurcado

Un arquetipo sordo

Que se extingue en su cosmografía desgastada

Como lenguas de un universo que profesa

[Del libro inédito Divagaciones de la sequía]

Paola Zambrano Jeria

Edición y recopilación: Christian E. Castiblanco.

3 comentarios en “Mujeres Versos, el diario de Paola Zambrano

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s