El primer aliento

Panorámica firmamento Suesca, Colombia

El primer aliento del disco solar,

delata la niebla helada que tullía de frío las montañas.

Disipa el ardor helado que recuerda que estamos vivos.

Remolinos de suspiros derretidos trepan los cerros,

buscando el abismo azul que les espera con los brazos abiertos.

Criaturas y personas despreocupadas se asoman al baño caluroso,

sacian sus existencias inhalando el aroma sideral del gigante que da vida.

Sauce llorón y cielo, Suesca, Colombia

El viento trae olores montañosos,

vestidos de cánticos mañaneros compuestos por tenores emplumados.

Aviva la penumbra el primer aliento, un paso más del tiempo,

aún así está Inmaculada quietud, deshace la prisa y destila los pensamientos.

Calmados los ánimos, deshecha la feroz carrera del afán matutino,

la duda es resuelta por respuestas indecibles.

Christian E. Castiblanco, Colombia en Versos.

5 comentarios en “El primer aliento

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s